Menu
poster-espanol-a-proposito-de-llewyn-davis  

A propósito de Llewyn Davis

Joel y Ethan Coen

EE.UU., 2013

8

 

Marta Armengou

 

Gaslight café, 1961. En este momento y lugar, Llewyn Davis, un cantante de folk, actúa con la esperanza de poder ganarse la vida como músico. No tiene casa y duerme cada noche donde le permite la generosidad de sus amigos y conocidos, se lleva fatal con su hermana, su vida sentimental es un desastre y está harto de que no valoren su música.

 

La vocación de los Coen son las historias de perdedores tragicómicos. Los dos hermanos retratan "La Odisea" –de nuevo, como en "O Brother!"– de un cantautor folk al que todo le sale mal. "A propósito de Llewyn Davis" está inspirada en la vida del intérprete Dave Van Ronk y ambientada en el Greenwich Village, un barrio conocido por su importante vida cultural, artística y bohemia, justo antes de que llegara el huracán Bob Dylan y lo pusiera todo patas arriba. Concebido como un film de estructura circular, que empieza y termina en el mismo sitio y de la misma forma, aquí, lo más relevante es el viaje, el trayecto de este antihéroe que, en realidad, más que viajar parece que de vueltas sobre sí mismo y sobre su progresiva desesperación.

 

03

 

No importa demasiado la práctica ausencia de trama. Lo que prima es esa atmósfera de tono plomizo, obra del magnífico director de fotografía Bruno Delbonnel; el vagabundeo por las calles, vagones de metro y sofás de un artista que vive un rechazo permanente; la impagable galería de secundarios entre los que sobresale John Goodman como músico de jazz heroinómano, Justin Timberlake, ese amigo y cantante bonachón, y Carey Mulligan, como exnovia deslenguada, sin olvidarnos del gato que se convierte en el hilarante MacGuffin de todo el relato.

 

Naturalmente, el personaje de Llewyn Davis merece un capítulo aparte. Este sufrido cantautor, que sólo busca la autenticidad es, curiosamente, un personaje complicado de amar. Es un tipo difícil y bastante cretino y, eso, es lo que le convierte en intrigante. Se trata de un músico comprometido con sus principios, lo que le acaba limitando sus opciones. No se sabe muy bien si es su carácter el que le hace fracasar o por el hecho de no tener éxito se convierte en un estúpido. Y, a pesar de ser detestable, sentimos empatía por él, lo que ayuda la magnífica interpretación de Oscar Isaac.

 

02

 

Es obvio trazar similitudes entre el personaje de Llewyn, un músico que no traiciona su estilo para vender más o conseguir el éxito más rápidamente, con el cine de los Hermanos Coen, creadores de un universo muy particular que han conseguido rodar, durante tres décadas, las películas que han querido, sin ceder ni renunciar a su independencia ni a su estilo único e inimitable. El protagonista es un buen artista, pero se le reprocha que es poco comercial. Así, se convierte en una especie de reivindicación de su elección como cineastas: la libertad creativa no tiene por qué estar siempre recompensada con el éxito. Pero, éste, a veces, llega sin más. Otras, haciendo alguna concesión. Pero también puede ser que no llegue nunca.

 

Con esa mezcla de drama y comedia, tan marca de la casa, los Coen construyen una reivindicación del fracaso del artista auténtico, como si trataran de elogiar la derrota mediante la cruel caricatura de un artista talentoso que no logra ser reconocido. Con "A propósito de Llewyn Davis", los hermanos Ethan y Joel Coen siguen haciendo más grande su carrera. En un momento de la película Llewyn Davis dice: “Si nunca ha sido nueva y nunca envejece, entonces es una canción folk”. Lo mismo podemos decir de su cine: “Si nunca ha sido nueva y nunca envejece, entonces es una película de los Coen”. A ellos, a diferencia de Llewyn, ya hace tiempo que el éxito está de su lado.

 

Marta Armengou

Marta Armengou (Barcelona, 1976). Licenciada en Comunicación Audiovisual por la Universidad Ramon Llull. Crítica de cine. Llevo 15 años trabajando en el ámbito de la cultura en general y del cine en particular. Actualmente, dirijo el programa cinematográfico "La Cartellera" de BTV. Durante cinco años fui Jefa de Cultura de los Informativos de Localia TV. También he ejercido de redactora en diversas publicaciones y de realizadora y guionista de programas para TVC o La2.

Más en esta categoría: « Nymphomaniac. Volumen 1 Agosto »